Ventajas de los prestamos preconcedidos

En esta ocasión vamos a ver las ventajas de los préstamos preconcedidos, debido a que cada vez más personas usan este medio de financiación, con los cuales podemos conseguir el dinero de manera rápida y sin esfuerzo. Eso sí, no todo es bonito, por lo que antes de aceptar este tipo de financiación, tenemos que mirar si realmente nos interesa el mismo o es mejor apostar por un préstamo personal, ya que no todos son iguales.

Ventajas de los préstamos preconcedidos:

En primer lugar, la principal ventaja es que gracias a los mismos vamos a poder conseguir el dinero que nos hace falta sin esfuerzo, ya que el mismo ya nos ha sido concedido con antelación. Es decir, que gracias a este medio de financiación vamos a conseguir el dinero sin esperas y sin el inconveniente de que nos denieguen la financiación que estamos buscando.

Como bien hemos dicho, este tipo de préstamos son muy ágiles, ya que en un periodo de tiempo corto vamos a tener el dinero en la cuenta bancaria para que podamos disfrutar del mismo. Eso sí, antes se nos tendrá que haber aprobado este tipo de financiación, por lo que normalmente se nos suele exigir la domiciliación de la nómina para poder tener opciones al mismo.

Por otra parte, normalmente el interés suele ser bastante ajustado, ya que tenemos que tener en cuenta que el cliente está vinculado a la entidad bancaria, es decir, que consigue bajar ligeramente el interés que se le cobrará.

Una vez visto que el interés puede ser interesante y sobre todo nos tenemos que vincular para poder acceder a este tipo de financiación, tenemos que recordar que no siempre conviene contratar el mismo.

Y es que por regla general, este tipo de financiación no suele pasar de los 6000 euros, lo cual hace que en algunas ocasiones el crédito se nos quede corto, por lo que tenemos que pasar finalmente a solicitar un préstamo personal. Por otra parte, antes de contratar tenemos que comparar, ya que otras vías de financiación pueden ser más interesantes y competitivas, de aquí que siempre os recomendemos  comparar. Sobre todo por la vinculación, la cual puede provocar que el préstamo nos salga más caro de lo esperado.

Finalmente tenemos que añadir que un buen préstamo no solo nos tiene que dar el dinero que necesitamos a un interés competitivo, sino que además nos tiene que mirar que la vinculación no sea elevada y nos interese y sobre todo que se nos permita tener unas cuotas mensuales adaptadas a nuestras necesidades, aunque esto suponga tener que pagar durante un tiempo superior y por ello más intereses.

También te podría gustar...