Cómo funcionan los préstamos entre familiares

Hoy vamos a hablar de como funcionan los préstamos entre familiares, con el objetivo de conseguir prestar dinero a otra persona de la familia sin tener que pagar a hacienda por esa operación. Es decir, el objetivo de esto es evitar que hacienda lo vea como una donación y así conseguir evitar tener que pagar de más.

Consejos para realizar un préstamo entre familia o amigos

Como bien sabrás, muchas personas seguimos sin pasar por un buen momento y la ayuda de terceras personas es de vital importancia para seguir tirando hacia adelante. Pero lo que muchas familias no saben, es que si no se hace todo bien, hacienda podría ver esto como una donación encubierta y por ello podríamos tener problemas con hacienda. Para evitarlo, es importante hacer todo bien.

Prestar dinero un padre a un hijo es algo muy común. Esto se hace para que el hijo pueda seguir adelante con su vida económica sin tener que pedir el dinero al banco y por ello tener que pagar intereses. Es decir, se hace para que el familiar no tenga que sufrir la presión fiscal y le sea mucho más fácil devolver el dinero.

Para comenzar, es importante que ambas partes firmen un contrato, con el fin de registrar que una persona ha dejado dinero a la otra. Y es que esto es de vital importancia para evitar que el deudor luego no quiera devolver el dinero. Esto quiere decir que es importante que se firme un título gratuito con información del dinero que se ha dejado y como se debe devolver. Si no se hace esto, no solo el deudor podría negar se a devolver el dinero alegando que nadie se lo ha dejado. Sino que hacienda también podría suponer que el préstamo es con el interés ligado al dinero, por lo que el prestamista tendría que hacer cuentas con hacienda y pagar lo correspondiente.

No hay que olvidar que si el préstamo entre familiares o amigos se firma con interés, el mismo también tendrá que quedar escrito para evitar futuros problemas.

Primero firma el contrato

Para comenzar, el contrato debe ser firmado entre las dos partes y dejar todo bien redactado para que no surja dudas. Y es que se ha demostrado que hacienda sigue más de cerca nuestro dinero de lo que pensamos. Es decir, en caso de no hacerlo bien, hacienda podría comenzar a investigar y exigir a ambas partes del porque de esos movimientos. Es decir, podría declararlos como donación.

Eso sí, hay que dejar claro que el contrato no debe ser subido a nivel público. Esto es de agradecer porque evita tener unos gastos superiores. Eso sí, si el importe de dinero prestado es elevado, puede ser una buena opción acudir al notario para registrar el préstamo y así evitar males mayores. Aunque como sabrás, esto te costará dinero.

Y recuerda, a través de internet tendrás muchos modelos a la hora de redactar el contrato de préstamos entre familiares.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *